La playa más pequeña del mundo

          Probablemente te imagines un lugar aislado en algún sitio paradisiaco o alguna pequeña isla del pacífico que nadie conoce, pero no, el lugar del que vamos a hablar quizás te sorprenda por su ubicación ya que seguramente lo tengas más cerca que lejos.

Para caracterizar una playa, más allá de opiniones personales, se debe saber realmente a que se denomina y es por eso que la RAE expone que una playa es “Ribera del mar o de un río grande, formada de arenales en superficie casi plana”.

Este incógnito lugar tiene una peculiaridad muy especial y es que está situada tierra adentro, lo que se podría decir un capricho de la naturaleza. Se encuentra en Asturias, más concretamente en el concejo de Llanes y está rodeada de verdes pastos, por lo que su acceso es principalmente a pie.

La playa de Gulpiyuri, nombre de este espectacular lugar, se formó en una costa acantilada de roca caliza, donde el mar fue creando una cueva hacia el interior y el fondo de esta se hundió (fenómeno denominado dolina) dando lugar a un pequeño hueco circular donde se filtra el agua entre la roca caliza directamente desde el Mar Cantábrico. Aunque se sitúa a 100 metros de la costa, la marea se hace notar y puede llegar a cubrir toda la arena cuando esta sube.

Si todavía no has visitado esta playa única en el mundo y declarada monumento natural, te animamos a hacerlo y a su vez podrás disfrutar de los sonidos característicos de los “bufones”, efecto que se produce en esta zona cuando el agua accede a través de túneles en la roca erosionada. También podrás observar un majestuoso paisaje lleno de verdes pastos y acantilados.

¿Puedes presumir de haberte bañado en esta bonita playa? Déjalo en comentarios.

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *